agosto 28, 2020

Leiva y la experiencia nuclear de un concierto en vivo

"Siento que la banda está en ese estado de gracia en que realmente estamos sonando como nunca".

Leiva es uno de los tantos actos en el mundo que ha tenido que suspender sus actividades debido a la pandemia de COVID-19. Sin embargo, antes de decir adiós a los escenarios, Leiva y sus músicos dejaron un vestigio de lo que juntos eran capaces de hacer con un emotivo concierto celebrado el 30 de diciembre de 2019 en el WisKin Center de Madrid. En un chispazo de creatividad, el equipo de Leiva decidió plasmar la energía de este show en un filme titulado Madrid Nuclear.

Hoy se lanza el primer adelanto de esta producción, el cual es una versión única en su tipo del éxito de Leiva “Como si fueras a morir mañana”, y para celebrarlo, el músico madrileño brindó una entrevista a Rolling Stone México en la que nos contó todos los pormenores que rodearon a este concierto tan especial, la conexión tan especial con la música que después de 20 años de carrera es más fuerte que nunca y los días en aislamiento que se han convertido en una oportunidad para avanzar con su próximo álbum de estudio.

¿Cómo fue trabajar en el primer directo de tu carrera como solista?


He tenido oportunidades de grabar muchos directos en mi carrera y a pesar de esto, siempre he preferido quedarme con el recuerdo y nunca me ha apetecido hasta este momento. Siento que la banda está en ese estado de gracia en que realmente estamos sonando como nunca y el espectáculo está en un momento muy bueno. Entonces vino a verme un amigo, Carlos Raya, que es también con quien trabajo en los discos y me dijo “Leiva hay que hacer una fotografía de esto, está en un momento muy bueno”, así que nos pareció bonito hacer sólo de un día porque es verdad que cuando grabas un directo lo ideal es grabar dos días para poder tomar el material de ambos shows pero nos parecía muy auténtico hacerlo con un día, no hemos retocado nada, es tal y como fue, con sus imperfecciones. Yo tuve un problema de la voz, estaba afónico y se ha quedado tal cual y creo que es una fotografía muy fiel de lo que fue así que estoy supercontento de tener una fotografía de mi banda sonando como nunca.

Es el último concierto que hice en “la otra vida”, antes de la pandemia, la última vez que toqué con mi banda fue esa noche. Era diciembre, previo a toda esta locura y el título era bastante premonitorio: Madrid Nuclear, pero yo no sabía nada. De hecho es maravilloso pensar que hemos grabado lo que hoy es el último concierto que hemos hecho en muchos meses, no sabemos por cuánto tiempo. Es verdad que yo toqué en el Vive Latino sólo pero ya había problemas con la pandemia y mi banda se quedó en tierra, y como estaba programado y ya estaba en México pues toque solo con la acústica. 

¿Qué fue lo más difícil de crear este álbum en vivo? 


La dificultad de crear un álbum en vivo en mi caso tiene que ver conmigo. En mi caso soy yo porque soy un tipo bastante perfeccionista y en una circunstancia así que sé que se está grabando, mi cabeza me podía traicionar fácilmente y entrar en un estado de pánico que en alguna ocasión me ha ocurrido.

Lo más difícil para mí de este concierto en directo era poder disfrutarlo, salir al escenario, olvidarme de que estábamos grabando y de todas las responsabilidades y tratar de disfrutarlo. Lo más difícil y verdaderamente acrobático fue primero tener voz porque ya llevaba varios días muy afónico, en un vuelo de Las Vegas me puse muy malo y se transformó en una infección que me generó un problema en las cuerdas vocales justo una semana previa al show. Lo más difícil fue que mi voz aguantase, y lo demás fue rodar y disfrutarlo.

¿Recuerdas algún momento en específico de esta presentación? ¿En qué se diferenció de otras?


Hay un momento esencial para mí del concierto que es la canción “Vis a Vis” que estoy tocando yo sólo con la acústica. En ese momento estaba especialmente mal de la voz ya, porque había pasado por lo menos un tramo de 16/17 canciones y ya la voz estaba empezando a darme guerra, la banda se va y me quedo yo sólo con la acústica. Ese es el verdadero impasse del show, ahí pensé “si esto sale mal, todo se viene abajo”, y en ese momento fue donde verdaderamente conecté con la música, y me salí de mis preocupaciones, la responsabilidad, de todo. Me dije “voy a ponerme en manos de la música y que ocurra lo que tenga que ocurrir”, en ese momento estoy en un estado de vulnerabilidad tan enorme que cuando pienso “Wow, hay tanta verdad en ese momento…”, ese el verdadero momento del show, nunca estuve tan desnudo en “Vis a Vis” y nunca me conecté con esa canción como ese día, no sé si vaya a tener un “Vis a Vis” mejor que ese día, tuve la suerte que haya ocurrido algo muy especial. por la dificultad y por muchas cosas ocurrió algo muy mágico en esa canción.


¿Cómo te sientes al ver ese momento del show?


Nunca he permitido que mi oficio se convierta en una rutina, y cada noche, en cada show, sino ocurre algo nuevo lo provoco, porque no quiero sentirme un oficinista del rock. Es un privilegio tan grande vivir de la música que no puedo permitirme salir a hacer un repertorio a la perfección e irme. Es verdad que ese día, después de tanta locura, tanto trabajo, porque es verdad que decidimos grabar el directo apenas dos semanas antes. Entonces con todo el estrés y ansiedad de grabar un directo, me encontré con que después de 20 años de carrera, y en ese momento ya con cuarenta shows de Nuclear, todavía se consigue penetrar la emoción y todavía te sigue demostrando el directo que te sorprende. Esto es lo maravilloso de ese momento, que me volví a sorprender conmigo, con “Vis a Vis”, con el público, con un momento en el que puse mi contador a cero en mi carrera otra vez.

Ahora que he revisado estos días el material del disco, me sigue ocurriendo que me paro en “Vis a Vis” y me siento tan en manos de la música en la parte más espiritual que siento mucha fortuna de dedicarme a la música y cuando veo pienso: “que suerte tienes de hacer esto, que suerte tienes de andar por el cable y que cada día sea diferente a otro”, esa es la verdadera suerte del músico, que cada día es diferente a otro. Eso es mucha suerte y hay que estar muy agradecidos.

Hacía muchos años que no veía a mi banda, en realidad nunca la había visto desde fuera. Hay una cosa muy mágica que ocurre en el directo y es la relevancia que tiene en mi proyecto. Llevo 20 años con algunos de ellos tocando, y yo estoy tocando y me giro, los veo de vez en cuando, pero el poder ver el compromiso que tienen con la canción todo el tiempo, el rigor que tienen y cómo están conectados entre ellos, es impresionante. Mis músicos no son músicos de estudio, son músicos imperfectos, y esa imperfección es el germen de un estilo.

Te puede interesar: Vetusta Morla en una palabra: música

Por qué decidiste que “Como si fueras a morir mañana” sería el primer adelanto de esta producción?


Ocurre que “Como si fueras a morir mañana” es el single de Nuclear, y es una canción que por cosas que no esperábamos se ha convertido en una canción muy importante del disco. Hoy probablemente es la canción que mejor ha funcionado a nivel de escuchas del disco, entonces nos pareció un momento muy bonito de explicarle a la gente cómo ha sido este directo y mostrar la versión diferente a lo que está sonando en la radio, donde no se puede ver un directo.

También nos ocurría que el adelanto tenía que ser un compendio de cosas que ocurren en el show, que fuera el cebo o el gancho para decirle a la gente “mira el concierto”, y nos pareció que esta canción lo tiene. Tiene además una parte muy importante del show que es la parte visual, y hay un poder en esa canción, un poder de banda y una conexión de banda. Nos parecía que era una canción muy explicativa de lo que se iba a encontrar al comprar el concierto.

¿Cómo te ha afectado estar lejos del escenario? ¿Cómo es que has lidiado con esta situación?


Hay dos circunstancias: primero la cara del ciudadano, la persona que vive en el mundo, y como tal, me ha afectado todo lo que leo, todas las muertes que ha habido en mi país y que sigue habiendo y hay una parte social, económica y dramática muy fuerte y una parte que tiene que ver con mis sector, con los técnicos y los músicos. Tengo la fortuna de permitirme parar pero hay una parte muy importante de mi crew y de mis músicos que la están pasando muy mal. Ellos dependen solamente del directo y esto se está haciendo algo muy duro, esto me tiene bastante angustiado desde el principio de la pandemia. Es de las cosas que más nudos me provocan en el estómago, la situación laboral de mi gente.

Eso es un gran sufrimiento, ¿cómo lo vivo yo? te voy a ser sincero: yo pensaba que tenía más dependencia de la gira de la que tengo, me la he pasado toda la vida girando, subido en un autobús, girando, grabando y así ha sido mi vida. De repente he parado en seco cuando no pensaba parar y me he dado cuenta que hay vida detrás de la gira, detrás del disco y hay una vida que cultivar y que siempre es buen momento para aprender a vivir.

Al principio de la pandemia no estuve especialmente creativo pero desde hace un par de meses estoy escribiendo mucho y tengo la cabeza muy puesta en un disco y estoy trabajando mucho en ello. Me he dado cuenta que como The Beatles al final de su carrera que estaban generando y generando y no salían de gira, y al no hacerlo existe una mayor capacidad de experimentación, están haciendo música sin un fin tan a corto plazo, por lo tanto hay una conexión mayor con la música de experimentación. Eso también es saludable, salir de la rueda y empezar a pensar en otras cosas, por lo tanto estoy en un momento creativo muy bueno.

Echo mucho de menos tocar, el ritual de banda público, es verdad que ahora me estoy encontrando con más problemas de los que tenía porque antes no me daba tanto tiempo de pensar en ello y ahora me encuentro con mis demonios muy de cara, pero hay algo que me parece inspirador en solamente generar y escribir sin saber muy bien para qué. 

¿Cuándo llegará el concierto completo? ¿Escucharemos más sencillos de este previo a su lanzamiento? 

Sí, no sé cuántos pero a mí me gusta mostrarle a la gente lo que contiene el disco para que tengan una capacidad de elección a la hora de comprarlo (o no comprarlo), me parece justo. Lo que no me sé son los tiempos pero ya sé cuál será la siguiente canción, y estamos pensando en alguna más, estamos súper ilusionados con Madrid Nuclear. Yo creo que sale el 9 de octubre. 

En este articulo:
Sushi Roll

Te puede interesar

Video