Abril 14, 2019

Cómo Donald Glover y su equipo de colaboradores escribieron y realizaron 'Guava Island'

Royalty, el colectivo creativo detrás de 'Atlanta', “This Is America” y Childish Gambino, explica cómo crearon el proyecto secreto.

POR Staff Rolling Stone

Raffaella Cavalieri/Redferns/Getty

Por Charles Holmes

 

El proceso creativo que eventualmente daría paso a la aclamada serie Atlanta comenzó inadvertidamente con un exactor infantil, una estrella del porno y un rapero viral. En 2013, Abella Anderson era el centro del entretenimiento para adultos, Danielle Fishel tenía años sin interpretar a Topanga en Boy Meets World y Trinidad James obtenía las últimas ganancias de "All Gold Everything". Todos ellos protagonizaron Clapping for the Wrong Reasons, el preludio visual del álbum de 2013 de Childish Gambino, Because the Internet.

 

El cortometraje fue la creación de un Donald Glover antes de los Grammys, Emmys y Globos de Oro, y una clara señal de la ambición que le conseguiría esos trofeos en un futuro cercano. Hiro Murai, el arquitecto visual de Atlanta y de otros proyectos de Glover, la dirigió. Royalty, un colectivo de los colaboradores de Donald, fue el responsable de la historia. 

 

Como un embrollo surrealista y existencial a través de una mansión, esta película de 20 minutos —una pieza extraña y audaz de la cultura de Internet en ese momento— ahora parece el esbozo de gran parte de la producción posterior de Glover. Fue su primera aproximación a la realización cinematográfica que, seis años más tarde, culminaría en Guava Island, la película protagonizada por Rihanna que se estrenó en Amazon después de la presentación de Glover en Coachella como headliner.

 

"[Clapping for the Wrong] se convirtió en el preludio de Atlanta, pero cuando la hicimos no lo vimos así, sólo era algo que publicamos", dice Jamal "Swank" Olori, productor, guionista y miembro de Royalty. “A nadie se le dio créditos. No sabíamos si iba a lograr algo. Fue en los días de los mixtapes, así que sólo queríamos lanzarla".

 

"No lo manejamos de una forma madura, en términos de la forma en que lo desarrollamos", continúa Swank. "Así que hablamos durante años acerca de querer hacerlo otra vez, de tener el mismo tipo de energía y de aportar las mismas cosas que aportamos. Queremos que todos podamos ser propietarios una vez que lo hayamos terminado".

 

 

En Guava Island, los créditos son claros. Donald, Stephen Glover, Fam Udeorji, Ibra Ake y Swank tienen papeles prominentes en la película que se estrenó en Coachella y forma parte del catálogo de Amazon. El filme de 54 minutos sigue a Deni Maroon (Glover) y Kofi Novia (Rihanna) en una búsqueda para organizar un festival para los habitantes de una isla ficticia bajo el dominio del déspota Red Cargo (Nonso Anozie). Su génesis comenzó en Hawai. Donald estaba grabando música nueva y tenía un vago concepto para una película a la cual los miembros del colectivo comenzaron a dar forma.

 

"Acababamos de compartir algunas ideas basadas en la idea original que Donald tuvo para una película que se sentía como City of God en un entorno tropical", explica Stephen Glover, escritor de Guava Island Atlanta, y el hermano de Donald. "Hablamos de ello y repasamos la historia que podría relacionarse con la realeza negra. Algo que se sintió como todos estos géneros negros y geniales que nos interesan".

 

Stephen basó el personaje de Deni en su hermano, esforzándose por crear a alguien que fuera una inspiración para "todos". En ese momento, no sabía quién interpretaría a Kofi.

 

"No sabía que estaba escribiendo para Rihanna", dice. “Teníamos a algunas personas en mente que queríamos que interpretaran este papel. Afortunadamente, pudimos conseguir a Rihanna. Así que fue bueno. Hay algunas cosas que se modificaron después, pero en su mayoría, no se escribió con alguien en mente específicamente".

 

Después de que Stephen terminó el guion, Ibra (el director creativo de Royalty) y Hiro fueron a buscar locaciones en Cuba. Ibra describe al país como "abrumador". A veces, el reparto y el equipo estaban "desconectados del mundo", y no podían enviar correos electrónicos desde fuera del hotel o usar sus teléfonos.

 

"Estábamos desarrollando este intenso proyecto ... es sólo un montón de logística. No me di cuenta de lo íntimo que sería", dice Ibra.

 

Al comienzo de la película, tres niños intentan robar a Deni. Ellos, en particular, eran muy importantes para Swank. Él había vivido en Nigeria y, al comenzar el proceso para Guava Island, estaba decidido a mostrar la complejidad de sus vidas.

 

"Todo el mundo allí está en modo de supervivencia, y es así en muchos países del tercer mundo. No tienes tiempo para pensar realmente en lo que quieres ser, [o hacer] algo diferente. Estás pensando en sobrevivir, o en ganar dinero, y comienza a una edad muy temprana, eso da forma a una ciudad o un entorno".

 

 

La fuerza motora en el centro de la narrativa es Estados Unidos. Es un símbolo cargado, uno que representa el sacrificio que viene con perseguir sueños altruistas. Antes de que Glover interprete una versión simplificada de su éxito Número Uno "This Is America" ​​en la película, le explica a un compañero de trabajo empobrecido por qué su sueño de mudarse a Estados Unidos es vacío. 

 

"Estados Unidos es un concepto", dice Deni. "En cualquier lugar donde, para hacerte rico, tienes que hacer que otra persona sea más rica, es Estados Unidos".

 

Esta concepción de Estados Unidos como un sistema quebrantado y cruel que se destruye tan a menudo como construye, es algo que el equipo de Royalty está cada vez más interesado en explorar. Horas antes de la actuación de su hermano, Stephen explica por qué ese tema se ha convertido en la fuerza guía del trabajo reciente del grupo.

 

"Creo que es algo de lo que nosotros como equipo, Royalty, hablamos mucho. Creo que mucha gente, como Nipsey Hussle, representa esta idea del capitalismo en Estados Unidos y de cómo ha dejado fuera a la gente a lo largo de los años. Pero al mismo tiempo, tiene el poder de empoderarte si puedes usarlo a tu favor. La idea del capitalismo y la relación que los negros tienen especialmente con el capitalismo es algo que nos interesa".

 

La muerte asecha a la cinta, eso es algo que Glover presentó en su set en Coachella. Durante su show, detuvo la presentación para dar un monólogo silencioso sobre la mortalidad. "Perdí a mi papá este año, perdimos a Nipsey, perdimos a Mac", dijo Gambino a la multitud. "Lo que estoy empezando a comprender es todo lo que realmente tenemos son los recuerdos, al final del día".

 

Fam, la mitad de la compañía de management Wolf + Rothstein, una de las personas instrumentales que guían la carrera de Glover y miembro de Royalty, se muestra sereno. En su enfoque de la película, el consumo por parte de los espectadores es mucho más importante que su recepción crítica.

 

"Incluso si la gente la odia o a la gente le encanta, hicimos una película con la cual la gente querrá ganar dinero de inmediato la mayoría de las veces", dice Fam. Aunque el equipo probablemente recibió un buen pago por su trabajo en la película —se vendió a Amazon después de enviar a la compañía un adelanto de cuatro minutos y medio, según Vanity Fair— también se aseguraron de construir una opción de visualización gratuita en el plan de distribución de la película. “Pensamos que era muy importante al menos construir una ventana para que la gente la viera gratis. Que no sólo salió directamente en Netflix o Amazon. Que la gente tuviera un momento para verla gratis. Lo más importante es ofrecer suficiente apertura para que las personas puedan discernir cómo se sienten acerca de algo. Hablamos menos y tratamos de hacer un poco más".

 

 

pressreader MAGZTER