abril 16, 2021

30 años de ‘Temple of the Dog’: un escandaloso réquiem

Te presentamos algunos datos que debes saber acerca de este álbum que conmemoró el fin de una historia, mientras otras apenas comenzaban.

El 16 de abril de 1991, seis artistas de la entonces emergente escena grunge de Seattle, unieron sus fuerzas para rendir homenaje a Andrew Wood, quien fuera vocalista de la banda Mother Love y un íntimo amigo de otra gran figura que pasaría a la historia como uno de los más grandes cantantes de la historia del rock: Chris Cornell.

Andrew falleció el 16 de marzo de 1990, y para mantener viva su memoria, Cornell creó el supergrupo Temple of the Dog junto a los miembros de restantes de Mother Love Bone Stone Gossard y Jeff Ament, los miembros de Soundgarden Mike McCready y Matt Cameron y un joven Eddie Vedder que acababa de llegar a la ciudad, lanzando un álbum que más allá de un homenaje, se convertiría en una de las producciones más representativas del grunge, siendo además, el proyecto precursor de otra agrupación que llevó al genero a niveles insospechados: Pearl Jam.

Para celebrar el 30° aniversario de Temple of the Dog, te presentamos algunos datos que debes saber acerca de este álbum donde se conmemoró el fin de una historia mientras otras apenas comenzaban.

EL ORIGEN DEL NOMBRE


Siendo un álbum en homenaje a Andrew Wood, era de esperarse que el nombre de Temple of the Dog estuviera relacionado con su vida y obra. Fue así que Cornell saco el nombre de este proyecto del tema «Man of Golden Words» de Mother Love Bone, el cual, recita lo siguiente en sus primeras líneas:

I want to show you something / Like joy inside my heart / Seems I been living in the temple of the dog» .

UN HOMENAJE DE UNA CANCIÓN


En un principio, Cornell tenía pensado sólo lanzar el tema conocido como «Say Hello 2 Heaven», sin embargo, cuando las grabaciones se llevaron a cabo, el cantante vio que había mucho potencial ahí. Cabe mencionar que esta canción junto a «Reach Down», fueron escritas por Cornell un par de semanas después del funeral de Andrew sin saber que poco tiempo después estaría grabándolas con Soundgarden y Mother Love Bone.

ROMPIENDO RÉCORDS EN «SAY HELLO 2 HEAVEN»


«Say Hello 2 Heaven» contiene la nota más alta grabada por Chris Cornell. Se trata de un Sol por encima de un Do alto masculino durante el coro final de la canción.

LA INESPERADA LLEGADA DE EDDIE VEDDER


Eddie Vedder no estaba en los planes originales de este proyecto, de hecho, el ahora legendario cantante no existía dentro de la industria musical de ese entonces. Todo comenzó en la escena independiente de Carolina del Sur, donde Vedder conoció al entonces baterista de Red Hot Chili Peppers Jack Irons. Irons le mostró a Vedder tres demos de una banda que estaba buscando vocalista: Mother Love Bone, y poco después, Vedder grabó la voz de estas pistas que después se convertirían en los temas «Alive», «Once» y «Footsteps» de Pearl Jam. Stone Gossard y Jeff Ament quedaron impresionados por los demos que Vedder había mandado, y le pidieron viajar a Seattle para hacer una audición en vivo. Cuando Vedder llegó a Seattle, Gossard y Ament ya estaban trabajando en Temple of the Dog, y más temprano que tarde, Vedder ya se encontraba cantando junto a Chris Cornell el emblemático tema «Hunger Strike». En una entrevista con Rolling Stone, Cornell brindó más detalles acerca de cómo nació esta histórica colaboración.

«Solo teníamos nueve canciones para el álbum y eso no me pareció completo. Parecía que 10 canciones era un álbum completo. Pensé que ‘Hunger Strike’ sería un buen mensaje para terminar el álbum, pero no estaba completo. Era solo un verso. Estaba cantando el coro en el espacio de ensayo y Eddie se acercó tímidamente al micrófono y comenzó a cantar el bajo ‘Go Hungry’ y yo comencé a cantar el alto. Cuando lo escuché cantar, todo se juntó en mi cerebro. Me sentí como, ‘Wow, su voz es tan grandiosa en este registro bajo. Debería cantar en él. Cantaré el primer verso y luego él entrará. Aunque es la misma letra, es un cantante diferente y se sentirán como dos versos’.

UNA OPORTUNIDAD PARA DESAHOGARSE


Algunos de los temas que aparecen dentro del álbum no fueron dedicados a Andrew. Dentro de la catarsis que supuso crear Temple of the Dog, Cornell aprovechó para grabar algunas piezas que con Soundgarden no encajaban pero que además ayudaron a desahogarse de varios sentimientos negativos que la fama le trajo en esa época, tal es el caso de «Hunger Strike».

«‘Hunger Strike’ y ‘Wooden Jesus’ eran ideas que podían tener unos meses de antigüedad, pero nunca terminé de escribirlas o de realizarlas por completo. No se sentían como Soundgarden, así que no las perseguí. Pero ‘Hunger Strike’ surgió debido a una crisis existencial que Soundgarden enfrentaba en ese momento. Éramos la primera banda (de Seattle) que recibía la atención de las discográficas de forma significativa. Hubo una guerra de ofertas, algo inusual para cualquier banda de Seattle. Estábamos viviendo nuestro sueño, pero también existía esa desconfianza sobre lo que eso significaba. ¿Esto nos convierte en una banda de rock comercial? ¿Cambia nuestra motivación cuando escribimos una canción y grabamos un disco? «Hunger Strike» es una declaración de que me mantengo fiel a lo que hago independientemente de lo que resulte de ello, pero nunca cambiaré lo que hago por el éxito o el dinero».

EL AMOR EN TEMPLE OF THE DOG


Otro de los temas que más eco han causado de este álbum en sus 30 años de vida es sin duda «Call Me A Dog», una pieza que Cornell escribió a su entonces esposa Susan Silver, quien además era mánager de Soundgarden y Alice in Chains. «Call Me A Dog» narra los problemas que la pareja tenía antes de casarse, lo cual era un presagio de su inminente final que terminó por llegar en 2004 cuando firmaron los papeles de divorcio.


EL MULTIFACÉTICO CHRIS CORNELL


Además de haber demostrado algunas de sus más impresionantes proezas vocales en este álbum, Chris Cornell también nos deleitó con sus habilidades como instrumentista, tocando la armónica en la canción «Times of Trouble» y el banjo «Wooden Jesus».

UN ÉXITO TARDÍO


A pesar de haber tenido una gran recepción de la crítica, lo cierto es que Temple of the Dog fue un fracaso en su año de lanzamiento vendiendo tan sólo 70 mil copias. El éxito del álbum llegaría hasta 1992, cuando no sólo llegó a vender más de 1 millón de ejemplares, sino que fue parte de los discos más vendidos del año consiguiendo de esta forma su certificado de platino.

Escucha aquí Temple of the Dog, el álbum que hizo historia dentro del grunge:

En este articulo: Temple of the Dog
Sushi Roll

Te puede interesar

Video